Buen Ciudadano Canino

La prueba del Buen Ciudadano Canino (AKC Canine Good Citizen®) tiene como objetivo asegurar que nuestro perro pueda ser un miembro reconocido y respetado de la comunidad porque está entrenado para actuar con buenos modales en casa, lugares públicos y en presencia de otros perros. 

Esta dirigido a perros de razas y mestizos, de cualquier edad.

El entrenamiento para la prueba del Buen Ciudadano Canino es entretenido y útil.

 

Esta prueba de los modales y entrenamiento de su perro no es una competencia y no requiere que usted y su perro se desempeñen con perfección. 

El American Kennel Club (AKC) exhorta a todos dueños de perros a participar en este programa para así asegurar que nuestros queridos perros sean siempre miembros bienvenidos y respetados de la comunidad.

Diseño sin título (20).png

Prueba 1: aceptación de un desconocido

Esta prueba demuestra que el perro permite que un desconocido amistoso se acerque y hable con el tutor en una situación cotidiana y natural. 

Prueba 2: sentarse para ser acariciado

Demuestra que el perro permite que un desconocido amistoso lo toque cuando va de paseo con su tutor. 

Prueba 3: apariencia y cepillado

Esta prueba práctica demuestra que el perro acepta ser cepillado y examinado, y permite que un desconocido, tal como un veterinario, la persona que lo asea o amigo del tutor, lo haga

Prueba 4: paseo sin tirones de correa

Esta prueba demuestra que el tutor controla al perro en los paseos y que pueden caminar sin tensión en la correa. 

Prueba 5: paseo entre peatones

Esta prueba demuestra que el perro se puede desplazar cortésmente entre los peatones y que se mantiene bajo control en lugares públicos y concurridos. 

Prueba 6: sentarse y acostarse a la orden

Esta prueba demuestra que el perro está entrenado, que responde a la orden sentarse y acostarse del tutor, y que se queda en el lugar que le han indicado. 

Prueba 7: venir al llamado

Esta prueba demuestra que el perro viene de forma consistente cuando el tutor lo llama.

Prueba 8: reacción a otro perro

Esta prueba demuestra que el perro puede comportarse cortésmente cerca de otros perros.

Prueba 9: reacción a las distracciones

Esta prueba demuestra que el perro tiene confianza en todo momento cuando se enfrenta a situaciones que comúnmente distraen, tales como la caída de un libro grande o que una persona pase corriendo por delante.

Prueba 10: separación supervisada

Esta prueba demuestra que el perro puede quedarse con una persona con confianza, si es necesario, y que mantiene su entrenamiento y sus buenos modales.

Las 10 pruebas